Las travesías de un hombre enamorado

06 de diciembre de 2019

No hallo consuelo en la ciencia,
mi mente se hartó de no hallar respuesta.

La vida no se pausa,
mi inquietud no se cansa,
y mi única esperanza
es confiar en una barca.

¡Incertidumbre maldita!
Ver la vida pasar,
y en la nada actuar;
en la putrefacta soledad.

Pero ¿A quién le reclamo?
¿Contra quién me revelo?
¿No seré yo mismo, acaso,
autor de mi remordimiento?

El amor es complicado,
pero esencialmente sencillo.
Solo se debe esperar al tiempo,
y la persona correcta llegará en su momento.

Mas yo la observo cansada,
quisiera darle un respiro a su alma,
pero la prudencia innecesaria
me detiene en la calma.

La calma de una sonrisa,
que al mirarla me habla,
y en sus arrugas, heridas,
que en su alma se anidan.

Daría lo que fuera
por ayudar en sanarla,
mas de Dios es oficio,
y ante eso no existe juicio.

Sin embargo, solo un favor quiero
de la providencia divina,
y es que en algún momento,
nuestras barcas coincidan.

Aunque siendo sincero,
de imposibles estoy harto.
Solo quiero algo real,
en esta asquerosa falsedad.

Me gustaría leerte, mándame tus comentarios a cualquiera de mis redes sociales.

Otros poemas que podrían interesarte

Escribir poesía es mi consuelo, mi refugio constante. Pero, ¿cumple su propósito si no es escuchada? Un eco en la penumbra del silencio poético

No Quiero Escribir Poesía 20 de diciembre de 2023 A veces no quiero escribir poesía,me basta con leerla o escucharla,estoy tan cansado que mi menteno es capaz de expresar mi sentir. Son las ocasiones, que no soy capaz de existir. Me gustaría leerte, mándame tus comentarios a cualquiera de mis...

De amor no se vive 02 de diciembre de 2023 Se dice que de amor no se vive, y literalmente no, sin embargo, por amor sí que se vive. Cuando amas, das, el que ama provee, el que ama lucha hasta la muerte para preservar la vida del amado, el...

Si 18 de noviembre de 2023 De miles de mujeres, te vi a ti, sin pensarlo mucho todo te di, estando brutalmente enamorado te seguí, hasta el fin del mundo yo me fui. ¿Lo volvería a hacer? Claro que sí. Me gustaría leerte, mándame tus comentarios a cualquiera de mis redes...